Web INS

28 de junio de 2017

¿Cómo lograr una óptima gestión en salud?

28 de junio de 2017 - INSteractúa



La gestión en salud es el conjunto de acciones para el logro de los objetivos optimizando el uso de los recursos para obtener buenos resultados, siendo el logro de los objetivos brindar una atención segura y de calidad para mejorar la salud de la población. Además, debemos tener en cuenta que gestionar en salud es muy especial, porque está de por medio la vida de las personas.






¿Quiénes son los que hacen las acciones para el logro de los objetivos? 


Son las personas, entonces gestión en salud es la conducción de las personas para obtener mejores resultados. Pero no basta obtener los objetivos, sino también obtenerlos optimizando el uso de recursos. En los últimos años los sistemas de salud públicos y privados vienen atravesando por cambios coyunturales del entorno, como los cambios sociodemográficos, tecnológicos y climáticos que lo hacen más imprevisibles aún, porque aparecen nuevas enfermedades y epidemias, haciendo todo un reto para la gestión en salud. 

 A ello debemos sumarle la disminución de los recursos con los que se dispone a los sistemas de salud públicos, ya que gestionar también hace referencia a la utilización eficiente de los recursos. Por lo  tanto los sistemas de salud deben prepararse para afrontar estos desafíos reforzando la formación y desarrollo de los recursos humanos que permitan responder a las nuevas necesidades de salud. Y para que la gestión sea exitosa debe ser gestionada como las grandes empresas exitosas y estar preparada para los cambios del entorno y le permitan subsistir. 






Fuente: Diario Médico 


¿Y cuál es la clave para una óptima gestión en salud?

La gestión de los servicios de salud orientados a la eficiencia con calidad requiere de herramientas que permitan organizar los procesos internos con una buena planeación, resolver los problemas y mejorarlos, permitiendo medir todas las variables, para brindar servicios de calidad y para ello es necesario la implementación de un sistema de gestión de la calidad, siendo la calidad un valor agregado y unas de las claves del éxito de una buena gestión.

Existen aspectos que se deberían desarrollar en los sistemas de salud como el uso de herramientas de gestión de la calidad que no se están aplicando porque no hay una formación integral adecuada tanto del personal de salud como de los administrativos. Si bien los servicios de salud se preocupan más de los indicadores de salud, descuidan los indicadores de gestión como indicadores de eficiencia. (1)




Fuente: UDE

Entonces definiremos ¿Qué es calidad? Según la norma ISO 9001 la calidad es el conjunto de características inherentes que cumplen con los requisitos establecidos y satisfaga las expectativas del cliente o usuario. (2)  

Para que una gestión de salud sea de calidad es preciso que el producto o servicio que brinda sea de calidad y satisfaga las expectativas no solo del usuario externo, sino también del usuario interno. La calidad debe ser considerada como una estrategia en salud donde todo lo que hay que hacer hay que hacerlo bien.

La calidad es algo muy sencillo de desarrollar, no requiere ser experto para aplicarlo, pero si requiere tener el equipo humano comprometido a prestar un buen servicio en todas las áreas, identificar y estandarizar los procesos tanto en lo asistencial como administrativo. Por la importancia de la calidad en salud es que desde el año 2006 el Ministerio de Salud, a través de la Dirección General de Salud de las Personas  se encuentra implementando el Sistema de Gestión de la Calidad en Salud  SGC, dentro del marco de los Lineamientos de Política Sectoriales 2007 – 2020; el cual tiene como objetivo mejorar la calidad de los servicios, recursos y tecnología del sector salud a través de la generación de una cultura de calidad, sensible a las necesidades de los usuarios externos e internos. (3)

La calidad es medible y verificable cuando se trata de productos porque se determina las especificaciones y puede ser verificada antes de salir al usuario final, lo que no sucede con el servicio de salud ya que el servicio es intangible, esta característica que le distingue del producto hace que sea más difícil establecer los parámetros para verificar la calidad del servicio antes de su uso o consumo, porque el servicio es un proceso en paralelo y se produce al mismo tiempo que el usuario lo consume. 

Por lo tanto, los servicios de salud requieren de mucha colaboración del recurso humano, y esto le hace vulnerable a que pueda variar debido al estado de ánimo de las personas que brindan el servicio.  Los usuarios no sólo evalúan el servicio por el resultado final sino también por el proceso del mismo, entonces el éxito o fracaso de una gestión depende mucho de la cultura organizacional, como dijimos en la definición de la gestión en salud es conducir las personas para dar mejores resultados a personas. (4)

Por su complejidad existe mucha variación en la percepción de la calidad en salud, así tenemos que para el personal de salud una buena atención significa tener los mejores profesionales de la salud, pero para el paciente significa que no lo hagan esperar y que lo atiendan pronto, siendo fundamental no solo la atención profesional o técnica, sino también la atención administrativa y la comunicación que debe existir entre ellas para que se pueda dar un buen servicio de salud. (1)




Fuente:  SH


Por lo tanto, para una óptima gestión en salud se debe tener presente estos aspectos claves:

1. La calidad, tenerla como una de las líneas estratégicas, implementar el sistema de gestión de la calidad, sus herramientas, su medición y mejora continua, que aseguren una gestión más eficiente y oportuna e incrementar el nivel de satisfacción del personal y de la población.

2. El recurso humano, clave para garantizar una buena gestión y depende gran parte del éxito de la gestión. Su comportamiento individual y de equipo, el cómo se identifica con la institución, como manifiesta su crecimiento personal y profesional, como se motiva para lograr un alto grado de eficiencia y productividad. Además de su compromiso para obtener buenos resultados. (5) 

3. Responsabilidad del personal, es importante que cada miembro de la institución sea consciente sobre el rol que desempeña en los procesos de cada una de las áreas y cualquier error debe ser alertado y revisado para que no vuelva a suceder. Por ser un servicio personalizado es necesario garantizar la implicación del personal con una elevada carga de valores y ética en función de la prestación de los servicios de salud como única vía para lograr la calidad en los servicios.

4. Control, por medio de indicadores que permitan evaluar y orientar el aporte de cada unidad o área a los objetivos, que  incluye el análisis del desempeño y que van a definir  las necesidades y mejoras que influyen  en la toma de decisiones correctas.

5. Formación y Capacitación del personal. Si el éxito de las instituciones y organizaciones depende de lo que hacen las personas y como lo hacen, se debe invertir en las personas  para que se desarrollen integralmente de manera individual y grupal, potenciando el trabajo en equipo  y permita responder a las nuevas necesidades de salud.

Saludos cordiales,
Oficina Ejecutiva de Información y Documentación Científica.

______________________________________________

BIBLIOGRAFÍA

1.    Foro Nacional hacia un consenso sostenible en salud 2016-2021. Organizado ESAN
2.    Términos y definiciones ISO 2001:2008
3.    Resolución Ministerial N° 519-2006/MINSA. Documento Técnico: Sistema de Gestión de la Calidad en Salud. DGSP/MINSA de la Dirección General de Salud de las Personas.
4.    Cuatrecasas,  Lluis. Gestión Integral de la Calidad: Implantación, Control y Certificación. Edición Gestión 2000SA, Barcelona España 1999
5.    Alina M. Segredo Pérez., Xiomara Martín Linares. Omar Gómez Zayas.  Mario Lozada Chinea. Gestión y Desarrollo organizacional en Salud Pública. 

1 comentario:

  1. Interesante la información, gracias por actualizarnos e incentivarnos sobre el tema.

    ResponderEliminar